1577. Viernes, 12 marzo, 2010

Capítulo
Milésimo quingentésimo septuagésimo séptimo: “Cuanto más alto hablaba
de su honor, más rápidamente contábamos los cubiertos” ( Ralph Waldo
Emerson, 1803-1882; poeta estadounidense)

Éboli, Italia, año 2008, su alcalde dicta una ley (en italiano)
según la cual son motivos de sanción “las demostraciones efusivas de
amor realizadas en un coche situado en una vía pública”. La multa es de
500 euros (con descuento por pronto pago, eso sí).

Menos mal que la ley es en Italia y –sobre todo- que el 2008 ya me
coge algo mayor para andar expandiendo mi furor en determinados
espacios sin riesgo de acabar con las articulaciones perjudicadas, pero
si me llegan a clavar 500 euros cada vez que me puse efusivo en cierto
Seat 124, todavía estaría pagando un crédito millonario.

… más "historias extra-ordinarias"

Todos los "capítulos" de "tantos hombres y tan poco tiempo"

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s